37/42 Reto 42´195

Hoy de nuevo quiero dar voz a mi compañera de viaje, la persona más influyente en mi Reto 42´195, Desam Ferrández:

 

No me digas valiente que estoy acojonada.

Ja, ja, perdón por la expresión.

En estos días estoy viviendo emociones muy dispares, desde miedos que creía que no existían, hasta euforia que no sé de donde sale.

Escucho a mi cuerpo, observo las molestias o pequeños dolores, le pregunto desde la calma y me contesta, ¡vaya si contesta! Donde suponía que había un motivo, me responde con una batería de “porqués”.

Lo medito y no me queda más remedio que darle la razón en todo.

Mi zona de confort ya me ha cogido la horma y me envuelve en un abrazo casi asfixiante, lo bueno, que me doy cuenta y suelto y libero, voy soltando apegos, pasiones, comodidades, salario y madre…

Los miedos se hacen sentir revolviendo las mariposas de la panza, no sabría cómo explicarlo, si es porque han aumentado su tamaño o su número, esto no es causa de risa y desde luego no lo digo en tono sarcástico, sino mas bien literal, tal y como me sucede; hay ratos que devolvería hasta el agua que bebo, ya que parece que el universo esté jugando conmigo “a resuelve más rápido”, poniéndome en algún que otro aprieto.

Mi Yo Superior está presto a colaborar en la resolución y le pido sanación inmediata. Transformación de las molestias en enseñanzas, ¡qué fuerte! Cuanta ayuda invisible tengo, soy muy afortunada.

¿Cómo salgo airosa? No lo sé, ja ja. Lo que si tengo muy claro, sin importar los cómo, es el resultado final, viajar a Limpio para lo que allí me tenga preparado mi destino y, por supuesto, seguir sintiéndome a mí y a lo que me rodea.

Por otro lado, ver la respuesta e implicación de los amigos, me hace sentir muy querida y comprendida; esta vez es como si todo lo que he estado plantando, desde el total desinterés, diera fruto a la vez, imitando a la primavera con un estallido de color y aroma tan variopinto y diverso que me llena el alma tanto, que a veces se me encharcan los ojitos y, siempre, repito hasta la saciedad mi mantra favorito…

                    GRACIAS, GRACIAS. GRACIAS

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *