6/42 RETO 42´195

A veces se hace duro salir a correr, hace frío, llueve…pero correr un maratón no es fácil. Requiere mucho sacrificio. El mismo que se ha de hacer cuando te planteas dejar todo, a mi madre, hija, amigos, trabajo…por unos meses y marchar a “ayudar” a otro lugar del mundo, a miles de kilómetros de tu ciudad natal.

Cuándo mi hija era pequeña, muchas personas se acercaban a dar sus mimos a la pequeña María de entones…una vez sentí que una de esas personas era un ángel encarnado, se acercó y acarició la cara de mi hija, dejando un alo de paz muy especial…en ese momento pensé, cuando acaricias a mi hija me acaricias a mi… con el tiempo leí una frase del Corán que más o menos dice: Cuando matas a una persona, matas a toda la humanidad, cuando salvas a una persona, estás salvando a toda la humanidad.

Wow, me encanta.

Somos partes integrantes de la humanidad, como dice el doctor Bruce H. Lipton, “somos células de un organismo mayor llamado Humanidad”. Lo que hacemos al prójimo, se lo hacemos a toda la humanidad.

Si acaricias a una persona, estás acariciando a toda la humanidad, como hizo un ángel, un día no muy lejano…

Cuento con tu apoyo para seguir acariciando a toda la humanidad.

Gracias

Cómo colaborar en el RETO 42´195

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *